Click per ingrandireLlegados después de un viaje no indiferente en Chiapas, nos hemos reunido todos a Cintalapa, italianos, españoles, mexicanos, costaricensi y americanos. Dos de nosotros se habían unido hace algunos días en un descenso en el Río la Venta para trazar una mapa más precisa de las fuentes.
Otros estuvieron aquí desde hace muchos días para hacer la prospeccion de varios nuevos frentes con muchísimas nuevas señalizaciòn de cuevas y dos nuevas localidades donde, pronto, se organizará una pre-expedición (una en la Selva del Mercadito y una sobre los Altos de Chiapas).

Enseguida nos hemos dividido en tres equipos.

Click per ingrandireEl primer equipo a la Colonia La Florida con la tarea de completar los levantamientos de muchas cuevas exploradas allí en noviembre y tratar de explorar las tantas señalizadas y no vistas por falta de tiempo. Este equipo, pronto se dividirá para mandarle a Nueva Jerusalem un grupo a explorar el resurgimiento kárstico de San Vicente encontrado el año pasado sobre las paredes en la izquierda orografica del río. De las noticias que han conseguido enviarnos mediante los teléfonos vía satélite están explorando mucho.

El segundo equipo ha entrado en la Selva El Ocote con varios objetivos de búsqueda de nuevas cuevas; este equipo, reforzado por 5 personas locales, profundos conocedores de la selva, permanecerá allí por lo menos 10 días.
Click per ingrandire

El tercer equipo se ha desplazado al Ranchito (base operativa donde La Venta está tratando de restablecer a la vida la selva primaria con el proyecto "adopte una Ceiba").
Aquí hemos empezado las actividades explorando una nueva cueva en zona Carranza, descubierta por la pre-expedición y llamada Cueva del Hormiguillo (en lengua zoque: Chíen Xinich tíe), y señalando más de un kilómetro de galerías, teniendo que pararnos  tanto en la ramificación principal como en varias laterales donde se encontraron pozos no teniendo material para bajarlos.
Pero la grandeza de los entornos y el constante flujo de aire prometen grandes satisfacciones para el futuro.

Luego, de inmediato comenzò un curso de espeleologìa para el personal de la Reserva el Ocote y para algunos chicos de las colonias cercanas. Estos cursos (estamos ahora al cuarto) están creando una realidad local interesada y capaz que, sin duda, muy pronto dará sus frutos, permitiéndole de explorar y conocer mejor su propio territorio donde somos huéspedes de asì muchos años y regalando un futuro a la espeleologia de este area independientemente de nosotros.
Puede parecer extraño pero, probablemente, es esta la exploración más bella y que ofrece más satisfacción.

Al mismo tiempo iniciaron las inmersiones en el sifón de la Cueva del Naranjo, donde los espeleosubmarinos han halcanzado los 235 metros de inmersión. Ahora han llegado en una sala donde sopla aire pero en realidad se trata de una bolsa. Deberán ir más allá! Entretanto, esperando que se coloque el fango, ellos también se desplazaron a la Florida por unos pocos días para hacer una inmersión en esta área.

El grupo de Costa Rica de mañana acampará en la Cueva del Río La Venta, donde entre algún día entrará para efectuar esta estupenda travesía. Mientras tanto, aprovecharán la oportunidad para un curso intensivo de auto-ayuda.

¡Hasta pronto con nuevas actualizaciones!

speLEO Colavita

Questo sito o gli strumenti terzi da questo utilizzati si avvalgono di cookie necessari al funzionamento ed utili alle finalità illustrate nella cookie policy. Se vuoi saperne di più o negare il consenso a tutti o ad alcuni cookie, consulta la cookie policy. Cookie policy